fbpx

Detienen a un sospechoso por la muerte de la estudiante Lizbeth Medina en Texas

0
53

Una madre en Texas descubrió el cuerpo sin vida de su hija adolescente dentro de su hogar después de que la joven no apareció en un desfile navideño, y la policía investiga el caso como un «asesinato capital».

Este domingo, las autoridades de Edna, donde vivía Lizbeth Medina junto a su madre, dijeron en un comunicado que detuvieron a un hombre al que atribuyen la muerte de la menor.

«Con muchas horas puestas a esta investigación, pudimos ubicar a un hombre indocumentado, identificado como Rafael Govea Romero, en la ciudad de Schulenburg», dijo el Departamento de Policía de Edna.

El viernes pasado las autoridades habían informado sobre la búsqueda de una persona de interés relacionada con la muerte de la joven estudiante y publicaron una serie de imágenes con el fin de que alguien pudiera dar pistas sobre su paradero.

¿Qué pasó?

Medina, de 16 años, fue encontrada el pasado 5 de diciembre sin vida en su apartamento por su madre, Jacqueline, en Edna, Texas, después de que no se presentara a un desfile navideño esa tarde.

Los servicios de emergencia fueron llamados al apartamento a las 6:57 p.m., pero declararon muerta a Lizbeth, una animadora de la preparatoria Edna, en el lugar.

Cuando Jacqueline Medina no vio a su hija con el resto del equipo de animadoras en el desfile, supo que algo andaba mal y corrió de inmediato a casa.

«Una vez que la encontré, me di cuenta de que se había ido», dijo la afligida madre a «Crossroads Today» de KAVU-TV. «Las palabras no pueden explicar lo que sentí en ese momento al encontrar a mi hija de la manera en que lo hice. Todo lo que puedo decir es que espero con todo mi corazón que haya justicia para mi hija».

Días de angustia

El descubrimiento dejó a la madre de la adolescente creyendo que alguien la asesinó y que ella conocía a su verdugo, ya que las puertas del lugar no presentaron signos de violencia.

«Lizbeth conocía a la persona porque no había señas de una entrada forzada, así que ella conocía a la persona», sentenció Jaqueline.

«No hubo drogas adulteradas, nada por el estilo. Mi hija fue encontrada de una manera que ninguna madre debería encontrar a su hijo», dijo Medina. «Alguien lastimó a mi hija, alguien me la arrebató».

Medina cree que la muerte de su hija está relacionada con un robo reciente que ocurrió en su unidad de Cottonwood Apartments hace unas semanas.

«Ella estaba en su propia casa, y entraron y, desafortunadamente, ella estaba en casa en ese momento», dijo al medio.

Los investigadores no han revelado información sobre cómo se veía la escena del crimen ni si hubo algún signo de lucha, pero el Departamento de Seguridad Pública de Texas está involucrado en la investigación.

La madre había criticado los rumores y la información errónea que afirmaba que un sospechoso ya estaba bajo custodia policial antes del arresto de Govea Romero este domingo, ya que estaban «arruinando la investigación que aún está en curso».

«Quiero que encuentren al asesino de mi hija y lo detengan y lo pongan tras las rejas».

Jacqueline Medina recordó a su hija como una «niña especial, amorosa, amable y de gran corazón».

El dúo madre-hija solo había vivido en la pequeña ciudad de Texas, a unas 100 millas al suroeste de Houston, durante aproximadamente un año, según informó KHOU.

El departamento de policía pidió a la comunidad que permanezca vigilante, ya que el sospechoso aún está libre, pero no proporcionará demasiadas actualizaciones para mantener la integridad de la investigación.

«Les pedimos que se unan a nosotros para seguir elevando a esta familia en oración», dijo el jefe de policía de Edna, Rick Boone, en un comunicado.

La tía de Lizbeth Medina creó un GoFundMe pidiendo «ayuda a la comunidad no solo para obtener justicia para mi dulce Lizbeth» sino también para brindar apoyo a la familia.

Comments are closed.

Translate »