fbpx

Seis nacidos en el primer estudio de una técnica innovadora contra infertilidad

0
169

Barcelona. – El primer estudio piloto clínico en el mundo para validar una técnica de reproducción asistida conocida como Transferencia de Huso Materno (MST) concluyó con seis nacimientos en pacientes con problemas de fertilidad que acumulaban fracasos en la fertilización ‘in vitro’.

Los resultados del estudio, que se acaban de publicar online en la revista Fertility and Sterility como una versión preliminar al impreso, recogen que esta técnica puede tener valor como tratamiento contra tipos desafiantes de esterilidad, según explica el Parc Científic de Barcelona (PCB) de la Universidad española de Barcelona en un comunicado.

Esta innovadora técnica la desarrolló el centro Embryotools -con sede en el PCB- durante los últimos diez años.

El ensayo se llevó a cabo en Grecia, en el Institute of Life-IASO IVF Center, e involucró a un equipo multidisciplinario de científicos de instituciones internacionales, como Embryotools; Juno Genetics (Reino Unido); la Universidad de Oxford (Reino Unido) y la Universidad de Ciencias y Salud de Oregón (EE.UU).

Los investigadores llevaron a cabo un total de 28 intentos de transferencia de huso materno, que dieron lugar al nacimiento de seis bebés.

El estado de salud y desarrollo de los niños -algunos tienen ahora más de cuatro años- es totalmente normal, lo que aporta tranquilidad y confianza en la seguridad de este método.

El estudio también reveló información importante sobre el uso potencial de la MST para reducir el riesgo o evitar la transmisión de enfermedades en pacientes portadores de mutaciones patogénicas en el ADN mitocondrial (ADNmt).

La transferencia de huso materno es una técnica avanzada de laboratorio que forma parte de los métodos conocidos colectivamente como terapias de reemplazo mitocondrial (MRTs, por sus siglas en inglés).

Estas técnicas se propusieron originalmente para evitar la transmisión de enfermedades mitocondriales y su aplicación con este fin clínico ya está permitida en algunos países, como el Reino Unido y Australia.

El método consiste en transferir el material genético de la paciente de su propio óvulo a un óvulo donado al que previamente se le ha extraído su material genético.

Actualmente, la única estrategia disponible para las pacientes que producen óvulos de mala calidad es someterse a tratamientos de fecundación in vitro (FIV) utilizando óvulos o embriones donados.

Comments are closed.

Translate »